Grande para edad gestacional

Grande para la edad gestacional (LGA) es una indicación de la tasa de crecimiento prenatal alta, a menudo definida como un peso (o longitud o circunferencia principal) que está encima del 90mo porcentaje para esa edad gestacional. Macrosomia, también conocido como el síndrome del bebé grande, a veces se usa sinónimamente con LGA o por otra parte se define como un feto o niño que pesa encima de 4000 gramos (8 libras 13 onz.) o 4500 gramos (9 libras 15 onz.) sin tener en cuenta la edad gestacional.

Diagnóstico

LGA generalmente no se diagnostica hacia el final del nacimiento, como la talla y el peso del niño raramente se comprueba durante las etapas últimas del embarazo. Los bebés que son grandes para la edad gestacional en todas partes del embarazo se pueden a veces ver durante un ultrasonido rutinario, aunque las valoraciones del peso fetales tarde en el embarazo sean completamente imprecisas.

Allí se creen ser relaciones con polyhydramnios (fluido del saco amniotic excesivo).

Predeterminación de factores

Uno de los factores de riesgo primarios es la diabetes mal controlada, en particular diabetes gestacional (GD), así como diabetes preexistente mellitus (el tipo 2 preexistente tiene que ver más con macrosomia, preexistiendo el tipo 1 puede tener que ver con microsomia). Esto aumenta niveles de glucosa plasma maternales así como insulina, estimulando el crecimiento fetal. El recién nacido LGA expuso al DM maternal por lo general tiene un aumento sólo del peso. Los recién nacidos de LGA que tienen complicaciones además de la exposición al DM maternal presentan medidas universales> 90mo porcentaje.

Otros factores de determinación incluyen:

La condición es más común en madres del origen africano, en parte debido al frecuencia más alto de la diabetes.

Tratamiento

Según la talla relativa de la cabeza del bebé y el diámetro pélvico de la madre el nacimiento vaginal se puede hacer complicado. Una de las complicaciones más comunes es el hombro dystocia. Tales embarazos a menudo terminan en cesáreas a fin de entregar sin peligro al bebé y evitar laceraciones del canal de nacimiento. Después del nacimiento, la alimentación temprana es esencial para prevenir la hipoglucemia fetal. El diagnóstico temprano de problemas individuales se requiere.



Buscar